Padres se sacan sangre para exigir almuerzo

Padres se sacan sangre para exigir almuerzo

Tras recibir por tercera vez una respuesta negativa por parte de la Alcaldía, los padres de familia de los colegios Calama, Franklin Anaya y San Martín de Porres resolvieron ayer masificar sus movilizaciones para pedir la restitución del almuerzo escolar para más de mil estudiantes que pasan seis horas de clases y no ocho como establece la Ley Municipal 482/2015.

“Cuatro padres nos hemos sacado sangre para escribir nuestras demanda en cartulinas. No vamos a permitir que les quiten este beneficio a nuestros hijos. Ésta no es una protesta política”, afirmó en contacto con Los Tiempos Rubén Prudencio, representante de la unidad educativa Franklin Anaya. Asimismo, informó que 14 personas continúan con la huelga de hambre que empezó el lunes.

El asesor legal del municipio de Quillacollo, Milton Escobar, indicó ayer que no atenderán la solicitud de los padres, porque la protesta es dirigida por exfuncionarios del alcalde suspendido Eduardo Mérida.

Publicaciones recientes

Comentarios

A %d blogueros les gusta esto: